Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2014

Counting Miracles...

Imagen
Primeros copos de nieve... Latidos, acordes, melodías que entrelazo con mis pobres susurros, con mis travesuras niñas. No, no son, mi niño Jesús, mis palabras grandes operetas, ni grandes señales en el cielo, nonono... Son estas bagatelas, este hato de dulzura, Tus manos en mis manos que descuelgo esta noche de diciembre y con que limpio mis solitarias y tristes noches... Son este piano que acaricia con su pequeña sonrisa, muuuuy pequeña, los latidos de Tu corazón... Son esta brisa que abraza todos vuestros corazones una vez me haya ido... Cafés, puestos navideños, Iglesia de San Pedro, calles de nuestros pequeños pueblos llenan de bruma, de frío que hiere nuestros corazones; de frío que hiere con agua y nostalgia nuestras manos y rostros; de frío que hiere con sus años de ausencia cada manopla que intenta calentar nuestras manos en vano; de frío que hiere con sus latidos de inseguridad las ramas de encinas y pinos que contemplamos al lado de nuestras ventanas... No obstante, ha…

While You Raise Us...

Imagen
herida de piano...
donde huellas una vez más
cada carcajada sonora,
cada abrazo,
cada sonrisa entre descarnadas
y hambrietas ramas
de diciembre, sisiiisi

vals y piar de flauta...
luminosa alborada
y oropéndola de los Andes,
de la estepa india,
de cordillera nevada en Eire,
de humedales manchegos...


alas de luz...
nos elevas,
cometa y trenza,
a una estampa de Navidad,
por un instante próxima,
donde el beso
el abrazo
el amor constante de tu Sembrador de caminos,
virgen María,
es ese acorde
ese instante donde el alma
por fin....
se vence.

De Pruden Tercero Nieto, 14 de diciembre de 2014
Feliz Navidad

Recital orquesta con Candil de payaso y Vals de acordes entre tusmanosmismanos

Imagen

Alas de gingko anudadas en el vuelo de tusmanosmismanos..

Imagen
pluma
a
pluma...
alas
enredan
su vuelo
su hechizada historia
en la hojarasca apacible de este mes de diciembre...
tusmanosmismanos
se mecen a las heridas
del gélido viento...
a las alas de mariposas
maniatadas en el espíritu del milenario ginkgo...

penacho
a
penacho
enredan entre nuestras manos
sus pétalos de belleza...
de alma trémula
en cada amanecer
en cada poniente...;
los latidos,
trenzas de acordes de sus alas,
casi sin redordarlo nosotros
se adormecen
y laten entre tussístolesmisdiástoles...

luciérnagas...
encardinan sus latidos
sus humildes pero intensas plegarias
a los lares orientales
en tumiradamimirada...
alas luminosas
descolgadas
del tejado del cielo y de nuestros sueños
mientras el mundo gira
y gira...

túyyo...
agazapados,
tuslabiosmislabios adormecidos
cuales alas de mariposas
en las ramas del gingkgo,
esperamos
anhelamos
el latido
los acordes
las alas
con que enredarnos a las alas de las estaciones nuevamente
con que enredarnos a nuestro vals de acordes

tiovivo donde n…