Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2011

Besemos y desnudemos nuestra fragilidad, siempre

Imagen
El sintetizador abre esta bella composición que pronto amanece a los sonidos alma, herida, ternura de Carrie Underwood, que aquí desnuda su eclecticismo habitual en una canción íntima, a corazón abierto, desnudándose por medio de una composición cercana al soul, I Bruise Easely...

              Acompañada por el tañido del sintetizador como una prenda suave, como aire que la acaricia cálidamente... se convierte en latido, en voz que nos conmueve, que nos llena, que en la noche ilumina su rostro, cuerpo, las estrellas de sus ojos con la necesidad, con la comprensión de la fragilidad de su alma, pero al mismo tiempo desde esa comprensión la aceptación de agarrarse a las olas en movimiento que la aupen, que la agiten en alta mar, que la hagan sonreír, encender sus caricias, sus ternuras, su mirá niña... porque si la voz y el alma que late en esta composición sobre todo nos habla de esa necesidad de abrirnos todos a esa  alma niña,  de abrirse generosamente a la capacidad en nuestra al…

A lomos de este mar emocional

Imagen
Como un rayo primero y luego como gotas de agua que arremolinadas se dejan caer en nuestros ojos inicia esta pieza alma de Suzanne Cianii... The Velocity of Love... Cerramos los ojos y enseguida escuchamos el sonido del mar, de su oleaje, abriendo nuestra piel a su humedad, y dirigiendo nuestras caletas hacia alta mar para dejar que nuestros cuerpos se llenen de mar, de olas en movimiento...        Cada acorde, cada latido musical del piano susurro, melodía, composición enamorada de Suzanne Ciani, nos abre una pincelada, ya nos encontramos en alta mar, donde cálida, tierna se halla la amada, donde una vez más es amanecer en nuestros brazos, donde una vez más son manos que nos laten en nuestras manos, donde una vez más nuestros labios limpian las orillas húmedas de sus ojos, de su alma, de sus labios, reposando nuestra cabeza en el latido alma de su pecho...             La noche parece sorprendernos entonces con estos acordes tendidos en la orilla con el sabor de la amada en nues…

Abracemos nuestra humanidad en tus ojos, en tu rostro, en tus abrazos...

Imagen
La voz alma de Hillary Scott (vocal de Lady Antebellum), elevada en su plegaria por la dulzura, por los compases latidos del piano de la mano caricia alma de Jim Brickman, se convierte en salmo, en oración que se alza por encima de nosotros, pero con nosotros, son bracitos que nos acunan, que nos aúpan, que acarician nuestros ojos, que limpian nuestras lágrimas, que nos acompañan en los anocheceres que se llenan de sombras, de soledad, de lluvia que no comprendemos, que no podemos comprender... El piano inicia su latido, sus compases que como estribillo repiten su letanía, sus nuevos amaneceres encendidos en nuestros ojos, de estrellas necesarias para vivir...      Entonces de nuevo la voz, grito, alma, caricia, susurro de Hillary Scott, alcanzando en nuestros ojos su cielo, sus estrellas, a las que se unen la voz de Charles Kelley, para gritarnos, para despertarnos, para pedir nuestras manos, porque son muchos, son muchos , y en eso nos damos la mano todos los seres vivos, …

Poesía, magia y creación en la melodía del erhu

Imagen
Esta bella composición parece evocar el amanecer de mamá naturaleza.... Los instrumentos aquí empleados, en su mayor parte de viento (tromba,sintetizador, piano, flauta china...)  y de cuerda (erhu o violín chino de dos cuerdas) tienen la virtud de trasladaronos inmediatamente, de mediante la magia de la música china, hacernos revivir hace mucho, mucho tiempooooo....           El sonido de la tromba, como el sonido del despertar, el sonido del amanecer, como un día hace mucho tiempo nuestra mamá naturaleza hubo de asistir a su primer amanecer, plena, extasiada, preñada de mar, de tierra y del hermoso aire con que plantas, ríos y seres vivos iban a recorrer este pequeño planeta... El sintetizador, acompañado del piano, abre los acordes para dar paso a la belleza, a la poesía china, mágica, evocadora del ehru que nos traen la imagen de mamá naturaleza,  sus ojos verdes, amplios de vida y de mar, sus labios plenos de besar golosos mediante el aire, sus brazos acuosos con que acu…

Por favor, ¿me abrazas?

Imagen
El sonido de una máquina de hospital, con su gañido de enfermedad, a la que se suma el chelo y el violín,  inicia esta composición de denuncia, de explotación, de una sociedad que enferma a las personas... El piano, entonces, cobra vida, parece despertarse de una pesadilla, cubierto de sudor y de pasado, para recibir la voz alma, susurro y cielo de las hermanas Barlow...            Desde esa pesadilla, llena de oscuridad, de miedo, de soledad, parece despertarse con voluntad, con esperanza, con desesperación, con fe... en cada una de sus palabras, en cada una de sus lágrimas... Cerramos los ojos y cuántos jóvenes perdidos (alcohol, anorexia,  bulimia, tabaco, drogas, pérdida del interés escolar...) se cuelan entre nuestros ojos, cerramos los ojos y cuántos de nosotros nos hemos perdido en alguna que otra adicción (alcohol, drogas, pornografía...)...   Es curioso, escucho las voces alma y música plegaria que se elevan al papá bueno y abren ventanas, abren con esa fe que sólo …

Danza enamorada de violín y guitarra

Imagen
Amanecer, reloj inquieto, reloj goloso, ojos llenos de luz,que inician este diálogo, esta danza íntima entre violín y guitarra... La vida parece esta mañana desperezarse entre las hojas, donde inquietas laten unas gotas de agua de la noche pasada, donde el violín traza con sus notas, desnudándose de sus miedos, de su dolor, de su  distancia,  caricias en los rostros, besos de luz que alcanzan los pechos de todos aquellos que amamos y hoy nuevamente amanecen... donde enciende sus versos como una melodía que danzan dando forma a la arcilla de los  sentimientos de ambos, donde besa en el cielo como estrellas los ojos del ser amado, limpìando la humedad de su alma de violín, donde el cielo parece traer las nubes que cuelgan sus latidos llenos de nostalgia desde arriba...El piano son los acordes que parecen llevar las notas entre un amante y otro...
   La guitarra, a su vez, inicia su recorrido, dando respuesta al amanecer lluvioso del violín,  abrazando a la distancia al ser amado …

Nana con que se quiere traer al amado de vuelta

Imagen
Con los acordes dulces y serenos del arpa y el susurro alma de una nana, hondos latidos que parecen provenir de nuestro mismo pecho, se desgrana esta canción en gaélico por la mayor de las hermanas Brennan,  Maire Brennan (ya sabéis, la hermana mayor de Enya) que nos trae una canción desde la tradición popular... Su voz, desde el gaélico,  adormece al niño con la historia del O'Donnell que se convirtió en sacerdote, dejando el oro, la plata y la gloria...          En su canto dulce al niño, dejaros llevar por la caricia noche del arpa, respira la admiración que despierta en ella aquel hombre, nos llena de pasado y en esta noche de agosto,  desgrana acordes y resonancias que desde el alma nos limpian, que quieren ser esa ternura que no falte nunca a nuestra mirada niña, que quiere ser esa noche donde pintamos en el pecho de nuestra alma las estrellas que hemos sembrado, que quiere ser los los latidos que, cerrándose la noche tras nosotros, nos acaricien suave, nos acunen y…

Los dones maravillosos desde el albor de los tiempos

Imagen
Como olas que buscan en la alta mar  coger de la mano, como bellas alas que nos sobrevuelan rozando nuestros ojos y nuestros labios así son las melodías (en forma de sintetizador) y palabras dulces con que esta composición nos saluda desde esta piecicita religiosa de Paul Schwartz, llamada Angelica de su obra State of Grace... Anterior a la invención de la palabra, anterior a la capacidad de fabular del ser humano, esta composición se llena con la esencia y la verdad honda que se encuentra en las montañas, en los ríos, en los amaneceres, en los arcoiris, en los ojos de los  seres vivos que asisten a  los amaneceres jóvenes de la madre naturaleza, en las primeras manos que descubrieron la capacidad de unirse a otras manos para sembrar, para crecer, para acariciar, para ahuyentar la soledad, para aliviar el cansancio de la tierra...   El violín siembra sus latidos en nuestro pecho al mismo tiempo que nuestros ojos se abren una vez más para asistir a la maravilla de la creación e, inev…

Las estrellas que los amantes quieren encender

Imagen
Con latidos de piano, como amaneceres que el amado quiere abrir en la noche  con la sonrisa del ser amado, con los ojos que durante tanto tiempo han desnudado nuestra alma, con las manos que nos han llenado de ternura, con las palabras que nos han latido interiormente... arranca esta composición de Lady Antebellum, Dave Haywood acariciando el piano con unos acordes plenos, latidos, olas en movimiento, Charles Kelley y Hillary Scott, como voces principales, susurro, caricia y alma...              Son sonrisas, son latidos que preceden a la voz dulce, aaaaaaaalma de Hillary Scott, dejaros acariciar por los timbres, por el latido que llena su voz, de recuerdos, de ausencias, de brazos que en la oscuridad buscan al ser amado, de olas que no saben de soledad, sino de cogerse de la mano, de llenarse, de auparse.... Charles Kelley, voz rasgada, totalmente road's singer (como a mí me gusta llamarlos), busca desde la orilla desde una copa de wiskey como no podía ser de otra man…

Plegaria al papá bueno

Imagen
Con los acordes de piano, nos saluda esta piececita musical,  en forma de plegaria, de pequeño salmo, que la voz de Mederith Andrews, dirigiéndose al papá bueno, acaricia con su alma, con los latidos que cada una de sus palabras abren por entre nuestros miedos, por entre nuestros dolores, tristeza y soledad...           Cerramos los ojos, porque los tenemos húmedos, olas que se han abajado en la orilla, pequeñas olas que se han soltado de las otras olas y que sin poder brazear más se han echado a dormir en la orilla... Cerramos los ojos, sí, pero las dulces palabras de Mederith son las manos que acarician nuestros ojos, que tantean suaves sobre nuestros labios, que nos atraen de la nuca a sus hombros para descansar...     La voz alcanza la intensidad del canto, de la plegaria, del canto del alma, de las palabras verdaderas, del pequeño pero maravilloso regalo que nos ofreció nuestro papá bueno, de los besos golosos que en nuestro pecho encendió mamá naturaleza, de la tristeza…

El regalo de mamá naturaleza

Imagen
Como hojas de los árboles que caen, como lágrimas que  nos limpian de nuestros temores,  nos llegan cálidas las notas que el piano (lo sé siempre aparece un piano, pero es que uno es muuuuuuuu cansinooooooo) trenza en una noche de diciembre. Incluso en este directo, la pausa parece recrear los ojos de su mujer desnudando su alma, como sólo una mujer sabe hacerlo, y con una luz nueva, estrella, alma en su mirada... La voz alma caricia de Babyface nos huella dulce el alma con ese regalo entrañable y maravilloso para todo ser vivo, el anuncio de una nueva vida...    La voz se llena, entonces, como un río que recibiera la maravillosa tormentera en su cauce y se vuelve tan hermosa como un amanecer, como ese beso fecundo y goloso de mamá naturaleza con que generosa regaló hace muuuuuuuuuuuuuuchooooooo al primer niño para que sus ojos abiertos capaces de mirar y desnudar el alma de los demás seres vivos, para que sus bracitos hechos para amar y dar ternura sin fin, para que su pecho pudier…

A las estrellas trémulas que brillan en nuestros ojos

Imagen
Como el sonido de la lluvia, como el sonido del latir del corazón, como los latidos que nos alcanzan llenos de dulzura, llenos de alma, encontrémonos donde nos encontremos, quiero presentaros esta delicia, esta dulzura, que arrastra un deje de nostalgia, de pasado, de recuerdos, de composición del pianista Jim Brickman, llamada Bittersweet...      Suena a lluvia, porque lluvia son todos y cada uno de los que nos han amado y nos amarán, es latido porque son estrellas que desde cada uno de sus corazones, desde cada una de sus entregas, nos acompañarán hasta que un día tengamos que marcharnos, son alma, porque sus acordes nos acarician, son los ojos de las personas que nos han entregado generosas su amor, que nos desnudan, que en sus pupilas abren la ventana a nuestras prendas de oficio, a nuestra sonrisa, a nuestros abrazos llenos de ternura, a nuestras palabras que una noche más guiadas por estas olas en movimiento entrelazan sus dedos, sus manos... y son caricia sin fin, l…

Amaneceres que quiere encender el violín

Imagen
Con el piano tanteando los primeros acordes del amanecer, el violín inicia su danza nostálgica con nuestro corazón, cada rasgueo de su alma nos late, nos traslada a otro lugar, a otros ojos, a otros rostros, a otros amaneceres que observamos en su mirada...              La nueva realidad comienza su danza milagrosa en cada uno de los seres vivos, en la salud de aquellos que nos rodean, en el mar azul cielo que se abre a nuestros ojos, en el regalo infinito que podemos hacer a cada uno de los que nos rodean en forma de sonrisa, ternura, alma, brazos tendidos, olas en movimiento...pero el violín se niega, nos arrastra, como si todo eso no importara, como si toda esa maravilla no tuviera sentido si el ser amado no está aquí... como si ese regalo que nos hizo el papá bueno se nos tiñera de luto por ese mar que nos deja tendidos en la orilla... reconocemos el latido, claro que lo reconocemos, es el doble latido que nos late en nuestras manos, es el doble latido que nos late en …

La vida entera, de David Grossman

Imagen
Podría detenerme en el resumen de esta obra deeeeeeeeensaaaaaaaa, La vida entera, de David Grossman, podría extenderme en el problema judeo-palestino-egipcio que sirve de marco, así como acción causa-efecto para la obra, podría explorar la analogía bíblica, por contraposición al exilio del pueblo judío por el desierto antes de llegar a la tierra prometida,  de ese viaje por Israel donde se embarcan nuestros protagonistas Ora y Abram... pero decidamente, aunque aparezcan como ejes y marcos textuales, no lo voy a hacer. La vida entera es sobre todo la historia de Abram y Ora y de su viaje por Israel, ella para huir de una casa vacía y del miedo a recibir la noticia de que el hijo de ambos ha muerto en el conflicto judeo-palestino; él, muy a su pesar, al principio, sacado a rastras por Ora, para renacer al Abram antiguo de antes de ser apresado por el ejército egipcio y ser terriblemente torturado, roto... Si algo nos llama la atención desde el principio es una expresión formal más nat…