Permite que sea un ángel a tu lado...

           Como campanillas, como hojas que alcanzan a nuestros ojos los primeros rayos de sol, sus benditas y cálidas huellas, así nace, así laten estos acordes donde tú y yo nos hallamos con las manos entrelazadas...
          
    La voz sol, la voz alma huella y herida, ay herida del ser humano, de su alma desnuda, ahita de perdón, de huellas del Papá bueno, de los pies que se pusieron en camino para abrazar a cuanto pecador, campesino, pescador o recaudador de impuestos se encontrara, así nos alcanza la voz plegaria de Francesca Battistelli, sus palabras se despojan de su humanidad, se despojan de su superficialidad y se llenan abrazándose con ansia a su niña interior, a sus heridas, a su alma hambrienta, a su alma atenazada, a su alma llena de la humedad de la noche que aún la impregna...
            Y con ella nosotros, con ella nuestros niños internos, nuestras almas, nuestros ojos grandes de niño, se abren, laten, atrapan estas hojas del amanecer y como Francesca nos abrimos a los ángeles, a las almitas buenas, a las luces, a los ángeles que nos acompañan, nos dejamos herir, alcanzar por sus dedos, por sus rayos, nuestras mnos vuelven a ser de niños, nuestros cuerpecitos vuelven a abrazar con ansia, a amar con ansia y entonces las lágrimas, la rabia por todo este tiempo que hemos permitido que las circunstancias nos alejen de ti, de ti, de ti, de ti o de ti... el sentimiento de impotencia por la pérdida de momentos en que hemos permitido que nuestros miedos, nuestras heridas nos separaran de ti, de ti, de ti, de ti, de ti, de ti...
            Y entonces nuestra voz, nuestra minúscula voz, debe ser así, herida, debe ser hermana del sentimiento y en esta noche, en esta hermana noche, con esta hermana lluvia, con el hermano frío... debe ser un minúsculo acorde que alcanze el instrumento de vuestra alma, de vuestros pequeños grandes tesoros y daros la mano, cogérosla con rabia, con ansia, con alma y entonces caminar, entonces vivir, entonces abrazaros, entonces permitir que al igual que ocurriera hace más de dos mil años con Lázaro nuestra almita camine, pasee, disfrute, juega y renazca en vuestra compañía, ¿no debe ser así siempre? si no es así, así lo comprenderemos y con un sentimiento de amor en nuestro pecho deciros adiós mientras mi alma os bendiga... gracias, gracias a todos por estar, te quiero, te quiero, te quiero, te quiero...


    
  A continuación la traducción de la canción lo más libre que pueda vuestro cansinoooooooooo oficial

Un ángel a tu lado...

No, realmente no puedo decir que todo vaya bien
porque puedo ver cómo lloras
y no, no puedo prometerte que el dolor se vaya a ir
sólo que debes saber que no dejaré de demostrarte que

Seré un ángel a tu lado
cogeré tu mano durante la noche
seré la fuerza que tú no puedes ahora alcanzar por ti mismo
porque cuando tú te encuentres mal y deprimido
y pienses que has perdido la batalla
permite que sea tu ángel, un ángel a tu lado
sé cómo se siente cuando no posees ninguna esperanza
porque es tan duro seguir creyendo, oohhh
Pero si puedo, tan sólo por un momento, devolver la sonrisa a tu cara
olvidarás todo por lo que has pasado, ooohhh
Seré un ángel a tu lado
te cogeré la mano durante la noche

Seré la fuerza que tú no puedes ahora alcanzar por ti mismo
porque cuando tú te encuentres mal y deprimido
y pienses que has perdido la batalla
permite que sea tu ángel, un ángel a tu lado
sé cómo se siente cuando no posees ninguna esperanza
porque es tan duro seguir creyendo, oohhh
Pero si puedo, tan sólo por un momento, devolver la sonrisa a tu cara
olvidarás todo por lo que has pasado, ooohhh
Seré un ángel a tu lado
te cogeré la mano durante la noche
porque esto no será la última vez que te suceda
todo lo que necesitas es un poco de esperanza
pero quiero ser el primero en hacértelo saber
Seré un ángel a tu lado
te cogeré la mano durante la noche

Seré la fuerza que no puedes alcanzar por ti mismo
porque cuando te encuentres mal y deprimido
y pienses que has perdido la batalla
permite que sea tu ángel, un ángel a tu lado

Comentarios

Entradas populares de este blog

No te rindas, Mario Benedetti

El libro mágico del bosque dorado, sisiisiis

Abrázame y vierte tus rosas blancas sobre nuestros corazones