Con estas manos...


    Hoy os quiero traer unos pétalos de rocío...
os quiero traer unas hojas de hierbabuena
donde entre su aroma
la ternura de la personas amadas
se revele con vida, con plenitud...

    
Hoy os quiero traer
estos latidos
estas sístoles y diástoles
con que ese pequeño músculo
lleno de belleza
se abre magnífico a su capacidad de amar
a su capacidad de recibir...

     Hoy en mis pequeñas manos
os quiero traer un poco del oleaje,
un poco de la sementera,
un poco de crepúsculos que
serenos se arropan en el horizonte mar
un poco de alboradas...

      Hoy en definitva
quiero traeros
un poco de la capacidad de soñar,
pero sobre todo
y esto lo hago extendiéndoros
la mano
y dejando que las lágrimas de amor
se derramen por mis mejillas
un poco de esos latidos del corazón
de mi almita buena
donde serenos unas y algo más agitados otras
laten vuestras almitas, la tuya la tuya y la tuya naturalmente...
De Pruden Tercero Nieto junio de 2013
 

Comentarios

Entradas populares de este blog

No te rindas, Mario Benedetti

El libro mágico del bosque dorado, sisiisiis

Abrázame y vierte tus rosas blancas sobre nuestros corazones