The Beauty and the Beast (1991)

          La Bella y la Bestia, el rey León, Aladdin, La sirenita... o la capacidad de hacernos soñar y de estremecernos con sus historias. En 1991, uffffffffff, sí que ha llovido, la Disney conseguía sorprendernos, con una historia clásica sobre la Bella y la Bestia, ya sabéis mujer atractiva y sensible que se enamora de un ser cruel y monstruoso... Desde las primeras escenas sabíamos que estábamos asistiendo a algo totalmente diferente: la sensibilidad, minuciosidad con que están caracterizados cada uno de los personajes, la ternura, la capacida de conmovernos, de latirnos... ufffffffffffffff. Una hermosa muchacha, ensoñadora, de gran corazón se pierde con su padre y llegan a la mansión donde se encuentra hechizado un príncipe que ha sido convertido en un monstruo... Bella debe quedarse en la mansión y, tras el miedo y el rechazo natural, la Bestia se nos convierte en un personaje tierno, humano, dulce, que será capaz de conmover y enamorar el alma de Bella y con ella el de todos nosotros... No os perdáis la escena del balile, es preciosa y llena de sensibilidad y lirismo...La historia sigue, pero creo que debéis verla vosotros...
         Puede que sea una película y de dibujitos, pero, como todo lo de la disney, consigue estremecernos, consigue despertarnos y mostrarnos en el espejo de nuestros ojos la importancia de mirar en el alma de los demás, sin dejarnos llevar de las apariencias, ¿no la habéis visto? ¿a qué estáis esperando?

Comentarios

Entradas populares de este blog

No te rindas, Mario Benedetti

El libro mágico del bosque dorado, sisiisiis

Trenzas de columpio a la luz de la luna...